lunes, 25 de febrero de 2008

EL INFIERNO



Cuando os levantáis por las mañanas…¿sois capaces de miraros al espejo sin tener repugnancia por vuestras acciones?. Mi vida es un infierno de laboratorio. He sido capturado, separado de mi madre…….quien tenga una madre comprenderá el dolor que ello lleva consigo……., metido en una jaula reducida y tratado como si fuera un muñeco de peluche que no tiene vida o sentimientos, o dolor, o depresión. Si, todo esto lo tengo y he sentido como me inyectaban virus con enfermedades mortales para ver como reaccionaba, me han intoxicado con sustancias que después no han servido para nada, me han sacado sangre, pinchado en tubos, no me han dejado ni descansar y cuando esto ocurría, los sueños me hacían bajar de nuevo al infierno para sentir el calor de la muerte…….quiero morir antes de seguir este tormento, antes que de nuevo me sujeten por la fuerza mis brazos y mis piernas y hagan conmigo toda clase de pruebas incluso biopsias a lo vivo, sin anestesiarme para que no haya gastos complementarios, ignorando a propósito que yo siento dolor como ellos.

¿Y después?...una vez utilizado, torturado, infectado con enfermedades desconocidas de mi especie…., me abandonas a un zoológico de muerte o bien me inyectas para quietarme la vida ya que nadie puede estar conmigo al tener virus de esas enfermedades que tienes. ¿Esa es tu dignidad?.